Buscar
  • Ximena

Mi historia personal con los registros Akáshicos

Actualizado: 1 de ago de 2019

Como lo puse en mi post anterior llevo algunos años (empecé por allí del 2012...) buscando respuestas, como a muchos, un proceso doloroso, una pérdida muy dura me hizo replantearme la vida. En esos momentos yo llevaba mucho tiempo siendo especialista en temas de calidad de la industria automotriz, era muy buena en lo que hacía, me gustaba, pero la parte personal requería mucho trabajo. Había olvidado un poco que también era humana y que tener sentimientos estaba bien, que el mundo es más que solo ciencia y que las energías a mi alrededor existen y se palpan aunque no se vean. No entendía que, todo lo que sucedía a mi alrededor, incluso esta pérdida tan grande, era consecuencia de mis propias decisiones pero sobre todo de mis propias acciones. Ahora lo creo, porque lo viví en carne propia, que todo tiene una razón de ser, que todo es perfecto y que el universo se acomoda para que todo lo que debes aprender llegue en su momento. Sin embargo, contrario a lo que muchos piensan, sufrir no debe ser el común denominador para despertar.


Lo que sí es común, es que el sufrimiento, o el dolor normalmente es lo que nos hace movernos... A veces hasta que no perdemos algo que amamos con el Alma, no abrimos los ojos, no queremos ver y nos quedamos cómodos en nuestra silla... Pues mi camino con los AkR empieza el año pasado, en donde como les puse, mi psicóloga (quien ahora es también mi clienta) tuvo la sensibilidad de identificar que estaba teniendo este despertar espiritual, que me estaba abriendo a canales desconocidos y que además me estaba pasando de manera abrupta, era como si de repente hubiera quitado el tapón de la tina y toda el agua estancada empezara a fluir y a drenarse!!!

Empecé a tener sueños "extraños" con espirales dorados, que giraban en mi pecho, soñaba que reconstruía órganos de amigos que estaban enfermos, que hacía un círculo con otros para sanar a quienes amaba, empecé a tener sueños lúcidos y a visitar lugares que no conozco (y que después descubrí que existen realmente), empecé a sentir las ondas de energía Toroide en mi cuerpo y cómo se conectaban con otros, sentía ondas y los centros de mis chakras girando... Y así podría continuar con otros "síntomas" que viví... no podía explicar lo que me pasaba, no era algo que yo recordara de antes (aunque después mi madre me contó que era algo natural que yo tenía de niña pero a raíz de un trauma decidí bloquearlo). Viendo mi psicóloga todo lo que pasaba, me mandó entonces a una sesión con una de sus colegas que leía registros Akáshicos, fue una sesión de lo más impactante, la chica no tenía idea de quien era yo, nunca me había visto antes, no nos conocíamos en redes sociales y durante la sesión yo casi no hablé, fue ella quien me dijo tantas cosas personales, íntimas (que nadie sabía, ni mi psicóloga y no había manera de que ella lo supiera) que me cambiaron la forma de pensar y sentir, salí de allí con el Alma libre, más ligera y con la energía a tope.

Después de esa sesión mi mundo que ya pendía de un hilo, se desmoronó por completo, todo lo que era conocido y seguro para mí se cayó y comenzó a reconstruirse uno nuevo, uno libre, uno más real y sincero, regresé a mi misma y me sentí por primera vez que había llegado a casa, que el amor más importante era el mío y la culpa inexplicable con la que cargaba se iba disipando...

Luché durante meses para continuar con la vida que conocía, luché por mantener el estatus social que era el aceptado por todos, luché por volver a la "normalidad" de antes, puse todo mi esfuerzo en regresar a donde estaba... pero ya no había vuelta atrás mi Alma había despertado y no tenía planes de volverse a dormir. Y sabes? Yo no quería volverme a dormir.


Así, un día platicando con una amiga le estaba diciendo que no sabía cual era mi siguiente paso, que quería estudiar algo, pero que todavía no estaba segura de qué y lo que tenía planeado no se estaba dando, y entonces fue cuando declaré: "lo que sea para mí llegará solo"... a los 3 días revisando mis redes me encontré con una publicidad para unirme a un webinar de 2hrs sobre los registros Akáshicos con Andrrea Hess, no lo pensé ni un segundo y me inscribí... Cuando terminó el webinar mi cerebro daba vueltas y todo en mí decía que tenía que ser parte de esto, así que reuní lo necesario y empecé con mi certificación, me gustó tanto y fue tan interesante el proceso que devoré los materiales, me urgía aprender y hacerle a todos mis amigos y familiares lecturas; cada lección me abría un poco más los ojos y nuevamente todo empezó a cambiar... Mis patrones de sueño mejoraron, la salud y vitalidad en el cuerpo regresó, bajé de peso, empecé a tomar esas decisiones que estaba postergando desde hace tanto, llegaron propuestas de trabajo, pero sobre todo me hice RESPONSABLE de mis propias decisiones, entendí que nada pasa sin que yo lo permita, que todo lo "malo" que "me" había sucedido, había sido porque yo así lo había decidido, dejé de victimizarme y tomé las riendas de mi propia vida...

Empecé pidiendo a 7 amigos que confiaron en mí para entrar a su Alma, todos me dijeron que sí de inmediato y así empecé a practicar... sin embargo, al ser científica y escéptica por naturaleza, los 5 clientes de práctica que me pedían para acreditarme, no me bastaron, así que terminé haciendo 15 perfiles en donde hubo personas que no conocía, eran solo un nombre en un papel con esto corroboré que funciona y mi cerebro (mi ego) se sentía satisfecho.

  • Encontré datos que no había manera de saber, edades de traumas (como la muerte de una madre) que había dejado huellas de dolor en uno de mis clientes, ocasionando patrones de comportamiento que después de 15 años seguían bloqueando su abundancia.

  • Un padre ahora conoce a sus hijos en su naturaleza mas pura y pudimos limpiar el karma con el que nacieron así como algunas almas que no pertenecían a sus encarnaciones actuales.

  • Cambios en la rutina diaria de una chica que no ponía atención a la salud de su cuerpo y que saber el origen de su alma la hizo comprender su mal humor y cómo ella percibe el mundo a su alrededor.

  • Una madre que adoptó a su hija pudo comprenderla en un nivel más profundo que la piel y ahora entiende mejor su conexión con ella a pesar de no ser genéticamente familiares, pero en Alma llevan tanto juntas...

Y así tengo historias propias y de otros que me hacen comprender que esto es solo el comienzo... Espero desde mi Alma que este post te ayude a encontrar rumbo así como yo lo hice y si esto es algo para ti, aquí nos encontraremos cuando sea tu momento y tu Alma se encuentre lista para dejar atrás eso que te pesa y volar alto!

xdominguez@diventare.mx

+52 1 22 21 36 54 59


"Tal vez el amor sea el proceso mediante el cual yo te conduzca delicadamente de regreso a ti mismo" Antoine de Saint- Exúpery

0 vistas

©2019 by SpiraLis. Proudly created with Wix.com